SANTO DOMINGOEl dirigente de los Tigres del Licey, José Offerman, agredio a un árbitro llamdo Daniel Rayburn tras su expulsión por discutir bolas y strikes en el enfrentamiento entre Tigres del Licey y Gigantes del Cibao.

En esos momentos el juego se encontraba 6-0 ganando los gigantes en el juego invernal dominicano, el árbitro Jason Bradley expulso al receptor Ronny Paulino por quejarse del conteo de lanzamientos.

Offerman ingresó al terreno para discutir  con Bradley. Tras una reñida discusión, le pego un puñetazo a Rayburn en la cara que lo derribó al piso. Hoy los arbitros renunciaron ante la constante agresión que los jugadores de licey tienen, por el simple hecho de no querer perder. Sigue leyendo

Anuncios